Home>Trujillo Beat>“93% de las empresas privilegia las habilidades blandas frente a las duras”, Fiorella Espinoza Rodríguez
Fiorella Espinoza Rodríguez
Trujillo Beat TV Trujillo

“93% de las empresas privilegia las habilidades blandas frente a las duras”, Fiorella Espinoza Rodríguez

En esta fase de transformación cultural y digital, las empresas valoran nuevas cualidades en sus colaboradores. Fiorella Espinoza Rodríguez lo explica en esta videoentrevista.

Fiorella Espinoza Rodríguez es la Directora Ejecutiva de IO, el primer Centro de Liderazgo Creativo de Latinoamérica, ella es Magíster en Psicología certificada en Gestión del Talento Humano por la Universidad ESAN, y durante esta entrevista nos habla acerca de la importancia que una persona encuentre su propósito de vida, y de las habilidades blandas.

Además, Fiorella Espinoza Rodríguez cuenta con experiencia en empresas multinacionales, desarrollándose en la industria de los recursos humanos, donde ha impartido programas de capacitación sobre liderazgo y emprendimiento.

Siente Trujillo: ¿Qué significa ser un líder?

Fiorella Espinoza Rodríguez: Creo que el liderazgo es una macrocompetencia, e involucra muchas competencias. Se puede googlear y vamos a encontrar diferentes definiciones; pero ya con años de experiencia liderando a jóvenes, me quedo con la definición de Jhon Maxwell, quien dice que ‘el liderazgo es influencia, nada más y nada menos’. Una persona que cree que está liderando, pero no tiene quien lo siga, sólo está dando un paseo. Entonces podríamos decir que un líder es visionario, estratégico, sabe trabajar en equipo; pero para hacerlo simple, liderazgo es influencia.

¿Cómo inició IO Centro de Liderazgo Creativo?

Inició en Lima, cuando vivía y trabajaba para el grupo Ucal Toulouse Lautrec. Fue una propuesta para reforzar las habilidades blandas en toda la comunidad universitaria, tuve la oportunidad de influenciar para hacer un cambio en el modelo educativo. Lamentablemente a nosotros no nos forman ni en el colegio, ni en la universidad en las competencias blandas; ni para encontrar nuestro propósito de vida, así que cambiamos las mallas curriculares de las catorce carreras de la universidad e incorporamos cursos obligatorios, para que los alumnos salgan desarrollando las habilidades que requieren en el mercado laboral.

Cuando regresé a Trujillo decidí formalizar el proyecto y convertirlo en empresa. Se reclutó a un equipo que le dio vida al logo, y en su inicio fue Insight Grados. No todos sabían pronunciarlo y de cariño las instituciones, los clientes nos decían IO y nos quedamos así. Somos el primer Centro de Liderazgo Creativo en Sudamérica; y desde el 2017 hasta la fecha estamos impulsando el liderazgo, ahora con las redes sociales llegamos a nivel internacional.

¿Y qué obstáculos han debido vencer para ser la organización que son?

Desde el inicio, cuando nos invitaban las universidades el reto era sensibilizar. Nosotros veníamos con un tema nuevo. Les preguntaba ¿Quién entiende que significa propósito?, y tenían el concepto que era objetivo de vida. Les decía, yo tenía el objetivo de vida de ser Gerente de Recursos Humanos, pero ese no es mi propósito, sino un objetivo. Hemos tenido un trabajo arduo. Ahora todos hablan de empresas con propósito, pero en el 2017 fue un desafío sensibilizar acerca de la importancia de encontrar tu propósito. Cuando estaba en el 2015 implementando el Centro de Liderazgo Creativo en Lima, tampoco se hablaba de habilidades blandas, y seguimos en ese reto.

Nos enfocamos en conseguir un auto, un departamento, pero no en desarrollarnos a nosotros mismos, y cuando estamos en crisis es donde tomas conciencia, y dices ‘sí, necesito un entrenamiento en habilidades blandas, porque es el motivo por el cual me van a emplear o despedir’.

¿Podrías explicar más acerca de la diferencia entre propósito y objetivo de vida?

La diferencia entre objetivo y propósito yace en el legado que vas a dejar. El objetivo es cumplir una meta, pero el propósito de acuerdo al modelo Ikigai es en lo que eres bueno, lo que amas hacer, y por lo que te van a pagar, porque tienes que dar sostenibilidad a tu sueño. El propósito es usar tus dones y talentos, haciendo lo que te apasiona, que te remuneren por ello y así dejes un impacto positivo.

¿En palabras sencillas, qué significa creatividad?

Me encanta una definición del autor del libro de Liderazgo Creativo, Eduardo Águila de Ramón quien menciona que ‘la creatividad es toda obra que dejarás en la tierra que no existiera si no hubieras nacido’ y en eso creo, porque está asociado al propósito.

También trabajan con emprendedores ¿Qué fortalezas has visto en los emprendedores de la región La Libertad?

Una de sus mayores fortalezas es reinventarse en medio de la crisis. Han tenido que modificar sus negocios, incluso cambiar de rubro, pero han salido adelante. También nos tocó hacer eso, de dictar conferencias, talleres y mentorías de forma presencial, sintiendo a las personas, nos tocó realizar un evento internacional de manera virtual, lo que nunca habíamos hecho.

¿Y qué debilidades ha encontrado?

Precisamente el tema de no priorizar, capacitarse y entrenarse en habilidades blandas. Cuando estás en un emprendimiento tienes solamente el enfoque de generar ingresos, pero eso te hace olvidar del capital humano, inclusive de tu propio capital humano, tienes otras prioridades, eso es una debilidad. A la mayoría le pasa como a los dueños de Mc Donalds que comenzaron a generar ingresos, a expandirse, pero su capacidad de liderazgo no era alta; por eso llegó Ray Kroc y generó esta franquicia en 500 países, pues su capacidad de liderazgo era mayor. Quizás los emprendedores están teniendo esa debilidad que tuvieron los hermanos Mc Donalds, de no enfocarse en crecer su liderazgo, pues finalmente es lo que te da éxito.

¿Y las empresas peruanas le están dando importancia a las habilidades blandas?

Sí, el 93% de las empresas privilegia las habilidades blandas frente a las duras y estamos hablando transversalmente, desde la selección, capacitación e inclusive para la desvinculación de una persona. Si tienes tres candidatos, con el mismo coeficiente intelectual, con experiencia en el rubro ¿Qué marca la diferencia? Pues van a elegir al que tiene mejor actitud, porque ya tienen candidatos buenos en la parte técnica. Por eso hay gente desempleada o quejándose de su situación; pues lamentablemente nuestro sistema educativo no nos prepara en ello.

¿Y cómo se pueden fortalecer las habilidades blandas?

Son habilidades socioemocionales. Una de ellas es la inteligencia emocional, que definida por Daniel Goleman, implica habilidades intrapersonales para luego tener habilidades interpersonales. Las habilidades blandas empiezan desde uno mismo, debes saber en qué nivel están esas competencias, pedir feedback, preguntarles a los demás cuál es su nivel de liderazgo, su capacidad de comunicación, así tener una línea base y armar un plan de acción. Hay que impulsarse dentro de ámbitos sociales, Inés Temple, experta en empleabilidad, dice que uno debe tener cinco mentores. Ellos te van a guiar para que desarrolles estas competencias de acuerdo a los retos que se te presenten. Estas habilidades se pueden desarrollar, pero empieza por un compromiso de autoconocimiento, para que tu crecimiento personal lo desemboques en tus relaciones sociales.

¿En IO se han visto afectados por la pandemia?            

Sí, los emprendedores hemos sido afectados económicamente. Pero considero que el foco debe salir de lo económico. Lo primero que pensamos, más allá de haber perdido contratos, es que la gente está mal. Llegó el momento de llamar a los clientes no para que sigan contratando, sino para preguntarles cómo estaban. Finalmente ellos nos agradecieron y compraron sus entradas para el evento Imparables porque se sintieron acompañados.

Creo que el emprendedor debe enfocarse en ayudar a los clientes. No verlos como el símbolo de soles, sino que debe crear un servicio o producto que haga más llevadera esta coyuntura; y a eso nos hemos dedicado. Lo económico viene después. Nunca debemos olvidar el propósito por el cuál hacemos las cosas.

Fiorella Espinoza Rodríguez

Entrevista: Ana Tongo Ramírez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *