Home>Trujillo Beat>La literatura como balsa. Por César Chambergo Rojas
Cormac McCarthy por César Chambergo
Trujillo Beat

La literatura como balsa. Por César Chambergo Rojas

El 31 de mayo se cumplen diez años de la evocación de mi madre en cada acto mío. Su partida tuvo una procesión particular en cada uno de mis familiares; en mi caso, la literatura ayudó mucho para seguir braceando. La narrativa sombría pero con ráfagas de esperanza de Cormac McCarthy, los poemas completos de José Watanabe, el retorno frecuente a Borges, encabezan esa lucha contra la soledad y el dolor sin forma de aquel invierno de 2014.

Muchas veces se nos enseña literatura para adentrarse en la belleza de una imagen o la rotundidad de la metáfora, pero pocas en el papel que puede desempeñar en remedio contra lo que nos causa angustia y dolor. Lo maravilloso de la obra literaria es que al carecer de “mensaje único” nos abre diversas puertas en función de cada sensibilidad. De ahí que la biblioteca es la metáfora perfecta. Una casa con un solo libro es señal de dogma, de doctrina. La biblioteca tiene balsas para toda circunstancia. Se salva el lector, se salva el autor; saben que sus páginas encontrarán a la persona correcta en el lugar correcto.

Con el paso del tiempo no sólo hemos cicatrizado heridas; no nos hemos desperdiciado. Las páginas, nuevas repúblicas del corazón, inflan el pecho cuando cerramos el volumen y nos reconciliarnos con la vida.

Mercedes, mi mamá, me compró libros pues, en su sabiduría de madre, supo que me ayudaría a superar dolores cuando su mano ya no pueda hacerlo.

Puedes hallar más artículos en Trujillo Beat.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *