Home>Trujillo Beat>20 años después la esquina es la misma. Entrevista a Cementerio Club.
Cementerio Club vuelve a Trujillo para brindar concierto íntimo
Trujillo Beat

20 años después la esquina es la misma. Entrevista a Cementerio Club.

Siente Trujillo conversó con Cementerio Club en el fin de la gira por sus 20 años de trayectoria. Conoce más a fondo a cada integrante y el origen de los temas bandera de la banda en la siguiente entrevista.

Sueño de sábado por la tarde, eso fue conversar con José, Pedro, “El Pollo” y Ricardo, Cementerio Club.

Ya habíamos tenido conversaciones anteriores con un colega de la ciudad para coordinar la entrevista quedando como hora establecida las 15:30 del sábado, previo a su concierto en La Casona. Minutos antes, nos avisarían que hubo un retraso con el móvil de la banda por lo que llegarían unos minutos más tarde. Eso no hizo más que acrecentar la expectativa y emoción creada en torno a la entrevista.

Tanto el camarógrafo, Owert Pretel, como yo estábamos atentos a cada taxi que frenaba cerca al hotel, ansiosos de ver bajar a quienes nos regalaron éxitos como “Sometimes Bonita”, “Underground”, “Barco Viejo” y, el pico de la montaña, “Inmortales”.

Son más de 20 años de permanencia en la escena nacional. 5 discos de estudio. 3 discos en vivo, todos unplugged, más conocidos como los “Aclúbsticos”. Uno de sus más grandes éxitos, “Inmortales”, se volvió el himno de toda una generación manteniéndose vigente hasta la fecha. Leyendas totales.

Finalmente un taxi negro aparcó frente a las puertas de cristal del hotel. Cuando las puertas se abrieron Jose, Luis y Pedro bajaron de él junto a su sonidista. Ricardo llegaría un par de minutos más tarde en otro vehículo. Se registraron y pasaron a dejar sus pertenencias en las respectivas habitaciones antes de subir al comedor para almorzar. Nosotros nos mantuvimos a la expectativa, afinando algunos detalles en las preguntas, viendo un lugar propicio para la entrevista, hasta que nos llamaron para empezar.

Decidimos usar la barra del pequeño bar que tenían en el último piso del hotel e iniciamos el viaje.

El tiempo ha pasado, son más de 20 años; pero, ahí están las luces de neón, una flor de alcantarilla, el “barco viejo” y. en en el fondo, Amorcín y Bonita bailando en el muladar. Aunque pasan mil años la esquina siempre será la misma.

Entrevista Cementerio Club

Leyenda

Entrevistador

J: Jose Arbulu

P: Pedro Solano

L: Luis “El Pollo” Callirgos

R: Ricardo Solís

 

¿En que radica el éxito de la banda y la permanencia que tienen durante estos 20 años?

J: ¿Cuál éxito? (risas). Cuál de todos, pues hay varios éxitos, tú sabes. (risas)

La permanencia en la escena

J: La permanencia en la escena… Son las ganas de tocar, de pasarla bien y de superar algunos desencuentros que siempre salen entre nosotros mismos y con las diferentes circunstancias; pero, felizmente, las cosas se han presentado parejas. Ha habido buenos momentos, también algunos triunfos grupales, personales. Una familia, Cementerio Club.

¿Cómo nació la banda?

P: Nació de las ganas de hacer música. Estábamos con el “Pollo” en un periodo en que nuestra banda anterior bajaba un poco la guardia y nosotros más bien la teníamos arriba. Nosotros queríamos seguir haciendo música y los otros dos, no tanto. Y coincidió que José estaba en un momento parecido en su banda. Lo conocíamos, buen amigo, lo invitamos a que venga a nuestros ensayos a ver si nos ayudaba con nuestras canciones y la vida… Terminó que nosotros lo ayudamos con la suyas (risas) No y al ratito entró Rick porque necesitábamos de esa cuota de serenidad y equilibrio y por supuesto talento, ¿no?

¿Cómo fue que deciden elegir el nombre de la canción de Spinetta para la banda?

L: Bueno, en realidad, yo me enteré del nombre por Pedro. Creo que nunca hemos sido buenos para los nombres porque la banda que teníamos originalmente con Pedro, como me dicen “Pollo”, se llamaba “Los Pollos”. Nunca hicimos algo por pensar mucho más en el nombre y cuando empezamos a trabajar con Jose, éramos trío en ese momento, Pedro propone el nombre.

Ya lo habías propuesto incluso para cuando tocamos con “Los Pollos”, ¿no? (dirigiéndose a Pedro).

P: Lo propuse con los pollos, lo propuse acá y como no encontrábamos otro nombre, como siempre cuenta Jose, dijimos “ya, nos quedamos con este hasta que encontremos uno mejor” y todavía no encontramos, pues (risas).

Trujillo es, para ustedes, una plaza recurrente.

P: Estábamos contando que esta es la… séptima u octava vez que venimos.

Es cierto que es la ciudad a la que más hemos visitado fuera de Lima. ¡Nos encanta venir acá!

¿Cómo los trata el público?

P: ¡Nos tratan maravillosamente! ¡La gente acá es espectacular! Tenemos recuerdos muy lindos de todas nuestras visitas acá.

L: Y mira cómo es la coincidencia, o sea, Trujillo siempre nos trata bien y estamos cerrando la gira acá en Trujillo. Tú sabes que, inicialmente, estas fechas eran un par de semanas antes. Se tuvieron que postergar y resulta que justo cerramos la gira de los veinte años en la ciudad que más hemos visitado y en la que siempre nos han tratado súper bien. Entonces mira esas son las cosas que te dan la vida, ¿no?

J: Con la que empezamos el ciclo.

L: ¡También! Fue la primera ciudad a la que salimos, pues. Es cierto.

J: Ahora vamos cerrando esta gira nacional de los 20 años y ya los siguientes 20 años ya es internacional la cosa (risas).

Es imposible olvidar que son una de las cuatro bandas peruanas que han ganado un MTV. ¿Cómo se sintieron?

J: Ahí sale el karma de Ricky (risas).

L: Cuéntale del viaje, Ricky (risas).

R: Bueno, sí, definitivamente fue una sorpresa para nosotros ganar el premio. La verdad que no nos imaginamos; pero, fue una grata noticia enterarnos de eso, y que luego la canción nos pone en otra frecuencia dentro de las bandas, ¿no? Y a nivel local, por los medios, más posibilidad en radio, en TV y, por consiguiente, más conciertos, sobre todo dentro del mismo Lima.

Su nuevo single, “Amor Nuevo”.

P: Es una canción de esperanza, una canción de renacimiento porque es toda esta ilusión que te puede tocar a cualquier edad, te puede tocar muy niño, te puede tocar muy viejo, te puede tocar que sea tu primera vez o puede que sea la vez número 300; pero, cada vez que aparece ese amor es un renacimiento, ¿no? La canción habla de eso.

Estamos contentos por cómo ha quedado el resultado del trabajo. Lo hemos hecho con Alejandro Bazán que es bajista de “Autobús” y que ha trabajado antes con Gala Brie y con varios autores. Para nosotros era también una experiencia nueva tener a un productor de este tipo porque sabes que la mayoría de nuestros discos los hemos coproducido junto con su hermano (señala a José), con Rafo Arbulú, entonces, esto era como salir de nuestra zona cómoda y pasar a trabajar diferente. Y ahora también estamos ya cerrando lo del video.

Lo que hicimos fue convocar a la gente que le gusta la banda para que salga, que aparezcan amores nuevos naturales, reales.

Literalmente amores nuevos.

P: (Risas). Sí, ya está quedando bonito. Lo hemos trabajado con Mauro, con quien tenemos también una relación antigua. Él hizo el video de “(Sometimes) Bonita” hace uf… 15 años o más.

J: “Esfera (de Cristal)”. “La Esquina (es la Misma)”.

P: Sí, claro. Es el cuarto video que hacemos con Mauro y es buenísimo salir de gira celebrado tus 20 años, pero celebrarlo además con música nueva, ¿no? Eso es lo que nos gusta.

J: Y público nuevo también porque hay mucha gente joven.

Para los que somos fans de la banda ver un nuevo single nos hace pensar también en un nuevo disco. ¿Están proyectando un nuevo disco?

P: Mira tenemos la bendición que siempre canciones nuevas hay todo el tiempo. Lo que nos da, como dice el “Pollo”, es la flojera o simplemente que no coincidimos en agendas para poder grabarlas y sacarlas, o sea, el plan del disco nuevo esta hace 8 años (risas).

L: Sí, bueno, y salió el otro, el “Tiempo”, ¿no? Pero hay un montón de canciones ahí que están esperando componer un material.

J: Sí, ya eso en cualquier momento se estará dando. Esperamos que este año que viene.

Pedro Solano - Cementerio Club

¿Cómo se formó “Sometimes Bonita”?

J: ¿La frase, dices tú, o la canción?

No. La canción, la historia.

J: La canción es una canción que ya tenía. Incluso una anécdota que tengo con esa canción es que se me olvidó. Yo sabía que tenía una buena canción, que me gustaba mucho por lo menos a mí, y se me fue de la mente y la recordaba más o menos; pero, basta que le cambies un par de notas a la melodía o que sea más o menos parecida pero no es… No tiene la misma fuerza. Así que preferí esperar así. La dejé y después regresó, regresó a la cabeza. Felizmente la pudimos hacer justo en el momento en que estábamos en Cementerio (Club), porque esa canción recuerdo que era del ’92 por ahí, pero con Cementerio recién regresó la canción.

¿En qué te basaste para ella?

J: Era una relación que tenía con una enamorada que yo le decía “Bonita” y ella me decía “Amorcín”, entonces ahí agarré unos nombres y un poco la descripción de los personajes, un poco como graciosa, ¿no?

A esa edad, chiquillo, siempre la mujer como que es un poquito más madura que el hombre ¿no? Pero también esta que tenía era más “coca cola” (risas). Entonces entre las dos cosas, “Amorcín” estaba como una pirinola (silba y dibuja la pirinola con las manos), daba vueltas así (risas) y de eso habla, como graciosa la cosa, simpática. Como un cuentito así andino.

Lo musical también fue interesante porque fue una apuesta por hacer una onda, si tú escuchas en el año 2000 que sale la canción en el disco “Cerca”, era muy distinto a lo que tocaban en esa época las bandas, la mayoría tocaba como “Por Hablar” grunge y nosotros estábamos haciendo una canción que era medio fusión. Porque la guitarra de Ricky tiene…

Medio folk es.

J: Medio folk, chicha, una mix de cositas. El bombo es medio andino. Se apuesta por buscar la diferencia de tener una identidad más personal.

Hablando de la guitarra, hay una canción en la que específicamente me vacilan mucho tus riffs (dirigiéndose a Ricardo). Jade.

R: Bueno, Jade es una canción bien rockera. Distorsiones. Toda la canción es una canción distorsionada, con mucho riff. Fue sensación del momento, feeling del momento componer la canción. Hasta ahora.

R: Sí, hasta ahora. La hemos tocado ayer en Chiclayo…

L: Hasta hoy.

R: ¿Hasta hoy día? (risas). No sabemos, bueno, sorpresa para la noche si viene o no, a ver lo que pasa (risas).

P: Lo que pasa es que esta noche en vez de esa está una que es especial para Trujillo. Recuerdo del Club Libertad, 98’.

R: ¿Cuál es? Dile.

P: No pues, si le digo se acaba la gracia (risas).

J: Pero el hombre quiere Jade.

Si se puede (risas).

J: En Lima, en Lima (risas).

P: Entonces ya no tocamos “Underground”; pero, no le digas que era “Underground” (risas).

Me pones entre la espada y la pared (risas).

J: Estamos haciendo unos ajustes en la alineación de hoy (risas).

Para ti había elegido, “Tiempo” (dirigiéndose a Luis).

J: Productor.

L: Sí, mira, aquí está tu productor (risas). Lo bacán de “Tiempo”, lo importante de “Tiempo”, es que nosotros veníamos sacando singles así, sueltos, y cuando José llega y nos muestra la canción y le empezamos a dar forma creo que todos sentimos que ya era el momento de cerrar ese ciclo y lanzar un disco. Entonces tomamos canciones que habíamos venido grabando antes, “Tiempo”, y le agregamos un par más de canciones y se consiguió, digamos, redondear un disco que a pesar que se ha grabado en un lapso de 8 años, tú lo escuchas, tú sientes que hay un hilo conductor ahí y yo creo que eso es lo bacán.

Acuérdate que es una buena canción, que a nosotros como banda nos volvió, digamos, a enganchar con esto y por eso de ahí empezaron a salir las cosas, o sea, el video, la gira y empezar a hacer cosas con mucha más intensidad, ¿no?

¿Tú dirías que revivió a la banda?

L: Sí, al menos a mí personalmente. Yo creo que a la banda, en general, nos dio una energía…

J: Habíamos estado como latentes, habíamos estado como descansando un ratito y en algún momento, ya con la intención de volver porque habíamos decido reunirnos, ya se fue dando porque la primera incluso fue “La Esquina es la Misma”.

P: Pero lo lindo que ha pasado con “Tiempo” también y que lo vemos muy claro en esta gira es como “Tiempo” ya se incorporó en el corazón de la gente como un clásico más de Cementerio Club. Ya está, que te digo, “Barco Viejo”, “Inmortales”, “Sometimes Bonita” y “Tiempo”, o sea, esta ahí en ese grupo de canciones.

L: Si Ricky empieza con el riff de apertura y la gente ya se enciende, o sea sí, es una canción que rápido se va así, muy bacán.

P: Es una canción nueva, es una canción que, además, el disco que lleva ese nombre, “Tiempo”, los puso por primera vez como disco del año en “El Comercio”. Eso no lo habíamos logrado con nuestros discos mas clásicos que siempre los postulaban; pero, no ganaban y ganamos con este. ¡Súper bonito!

Luis "El Pollo" Callirgos de Cementerio Club en entrevista para Siente Trujillo.

Tengo dos específicas para ustedes dos (dirigiéndose a Pedro y a Jose). El box set “Colección Solistas”.

P: ¡Ah! Es que estos (Luis y Ricardo) no hicieron su chamba (risas).

J: Con razón era para los dos, no más (risas).

P: Habíamos quedado que salía el de él (José), a los meses salía el mío, después el de él (Luis) y después el de Ricardo; pero, hasta acá llegó no más (risas). Él está esperando todavía.

J: Les voy a contar una anécdota bonita. Mira con el “Pollo” estábamos trabajando su disco. Ahí tocaba la batería el baterista de Bareto, el guitarrista de Catervas, el bajista de Los Fuckin’ Sombreros. ¡Una bandaza se había armado el “Pollo” pa’ su disco! Pero se relajó…

R: Yo voy a aclarar esa parte. No es que yo no haya hecho mi chamba (el resto de la banda rompe en risas), sino que tuve que hacer la chamba de él (José) en su disco, tuve que hacer la chamba de él (Pedro) en su otro disco entonces no me alcanzó para el mío (risas).

P: Es que yo no encontraba mejor guitarrista que Ricky. O sea, no. No encontré.

J: No solo mejor guitarrista, sino que tenía toda la disposición. El Ricky es buena onda, pues.

P: Y lo mejor es que no cobra (risas).

¿Cómo deciden quién va a cantar tal canción, quien va a cantar la otra?

P: Él decide (ríe).

J: No, generalmente cada uno trae su canción y eventualmente por ahí nos permitimos abrir un espacio para que la canción, incluso, tenga un rato la voz de él, un rato la mía, a veces el puente lo canta el otro y después armonías uno al otro. Por ejemplo, la canción del “Pollo”, “Velocidad”, se ganó porque como no teníamos nada que hacer hicimos unos corazos, ¿no? (risas).

L: Un coro diría yo (ríe).

P: Mira, eso fluye naturalmente. Nos ha pasado también, mira “Muladar”, que es una canción de Ricardo, que nos encanta tocar, es una canción que en la grabación José grabó las dos voces, ¿no?

J: Es doblada.

P: Es doblada. Y en vivo la hacemos los dos y es loco porque la gente piensa que es una canción tuya (a José). A veces me dicen que paja esa canción y no, digo “es de Ricky”.

J: Ahora Ricky iba a cantarla; pero, no se entrenó, como Pizarro (risas) por eso se perdió.

P: No, es algo así como Benavente, por eso no lo convocan (ríe).

J: Él es el “Chaval” de la banda, pero está como Pizarro porque esta falto de físico vocal (risas).

R: Bueno, mi voz no es prodigiosa; pero, la composición…

L: Canta “Paisaje”.

R: Claro, “Paisaje” canto. Pero digamos que para la exposición de voz que necesitaba la canción pues, digamos que el registro vocal estaba limitado (ríe).

J: Es por toda la vida disipada que tiene a veces el Ricky (risas).

Hablando de la selección, cómo se sintieron ese día. Estuvieron posteando en su fan page posts alusivos siguiendo la carrera hacia el Mundial.

P: ¡Felices! Qué te puedo decir. La banda no solamente es que seamos futboleros, muy futboleros, sino somos super peruanos. Nos da mucha alegría sentir esta emoción de lograr cosas, de que los peruanos podamos lograr estas cosas. Ha sido una fiesta para todos de la que nosotros también éramos parte.

Cementerio Club, una familia más que una banda

¿Algún sueño que les quede por cumplir como banda?

P: Sueño… A mí me encantaría tener un video, bien editado, en vivo, de la banda, con un disco en vivo; pero en la versión eléctrica, no la acústica. Eso a mí me encantaría.

Claro ustedes ya hicieron “Aclúbstico”.

P: “Aclúbsticos” tenemos varios, varios discos, y son lindos.

J: Ya mira, esto es para Navidad, pa’ Papa Noel, ¿ya? Quiero… Un documental de una gira. Toda esta gira la pensábamos grabar y documentar; pero la persona que iba a hacer eso tuvo unos acontecimientos personales que lo llevaron a viajar fuera por “x” cosas entonces no pudo. La intención era hacer un video de la gira, una suerte de documental de la banda en gira; pero, en buena hora, porque quizá esta experiencia nos permita hacer una mejor gira el próximo año. Incluso que, de repente, abarque fuera de las fronteras; entonces eso sería bonito tenerlo grabado ahí.

Quién sabe, a lo mejor para los 25 también se puede hacer algo, ¿no?

J: Claro, para los 21, ¿por qué tan lejos? (risas)

R: Bueno, a mí me gustaría una gira internacional. Países de Latinoamérica, Sudamérica. México sería bonito.

P y J: A Rusia.

R: A Rusia, por lo pronto el próximo año a Rusia. Va a haber bastante peruano así que va a haber público (risas).

 

Bonus Track

  • La banda mandó un saludo especial a sus seguidores en nuestra ciudad y les pidió mantenerse atentos a los nuevos proyectos de la banda mediante redes sociales.

“Queremos invitarlos a seguir a la banda en el “face”, en YouTube. Estar atentos porque siempre en el mismo Spotify siempre estamos sacando material. Yo creo que eso no va a parar”, dijo José.

Además hicieron un llamado a apoyar a las bandas locales constantemente de modo que estas puedan surgir y tener la oportunidad de ganar un sitio en la escena nacional.

“Ayer vimos una banda interesante en Chiclayo, o sea, que las bandas propias de las localidades también deben ser apoyadas para que se den a conocer. “Extraño Deseo” es una banda que conocemos desde siempre que venimos por acá”, finalizó.

  • A propósito del origen del nombre de la banda les dejamos “Cementerio Club”, tema que forma parte del  álbum cumbre del rock argentino, “Artaud”, obra del mítico Luis Alberto Spinetta.

Entrevista de nuestro colaborador: Andrés Asencio

Fotografías de nuestro colaborador: Owert Pretell

Leave a Reply