Home>Trujillo Beat>Ana María Hernández Guerra. Por César Chambergo
Ana María Hernández Guerra
Trujillo Beat

Ana María Hernández Guerra. Por César Chambergo

Setiembre de 2023. Después de unos días de mucha adrenalina, sorteando rutas y horarios, llegué a Kimbiri (región Cusco) para unirme a una nutrida delegación de artistas, entre poetas y cantantes. Allí conocí a la extraordinaria poeta venezolana Ana María Hernández Guerra. Si bien estuvimos compartiendo experiencias por breve tiempo (a comparación de la delegación que disfrutó de su compañía durante una semana), fue suficiente para descubrir la veta particular de su poesía: una extraña y entrañable manera de armonizar las dos realidades desde la evocación y la constatación de Caracas y Lima, respectivamente.

La migración desde la poética de Ana María inaugura un nuevo campo dentro de los estudios literarios. Discursos novedosos, no exentos de dolor y también de esperanzas, nos muestran lecturas dialógicas de una Latinoamérica cada vez más ancladas entre las tradiciones y una realidad inmediata. La suya, es una poesía del asombro y la armonía entre dos culturas. Tender puentes desde la textura de la palabra, hacer nuestra la sensibilidad de la llanura venezolana, hacer suya la humedad limeña, son algunas herencias que nos hacemos, en una suerte de trueque cultural.

La estancia entre Kimbiri, pampa de la Quinua (donde seguramente se encontró con algún viento de su compatriota Antonio José de Sucre) y el complejo arqueológico Wari hizo que aquella brevedad sea perdurable. Recuerdo un pasaje de Ciro Alegría, en El mundo es ancho y ajeno. Parafraseo:

Te voy a extrañar, dice el joven. Pero apenas estuve poco tiempo, responde ella. El tiempo no está en lo que dice el reloj sino en lo que siente el corazón.

Al volver a casa en Caracas, Ana María ha llevado fragmentos del Perú, su casa, un patio soleado en los días frescos de enero. Y también eso reconforta. A nosotros nos dejó magias de su poesía y la gratitud de su persona.

Puedes encontrar más entrevistas en Trujillo Beat.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *